Sidney Crosby: cinco cosas que saber sobre la estrella canadiense del hockey sobre hielo

'Sid the Kid' es una gran estrella del hockey sobre hielo y está en la lista de la selección de Canadá para los Juegos de Invierno Beijing 2022, donde buscará su tercera medalla de oro. Aquí tienes cinco cosas que debes saber sobre él, desde el momento que lo convirtió en un héroe olímpico a sus facetas de pescador o filántropo.

Por Ken Browne
Foto por 2010 Getty Images

Hay muchas cosas que todos deberíamos saber sobre Sidney Crosby.

Las más obvias: que es dos veces campeón olímpico, tres veces ganador de la Stanley Cup, y un prodigio del hockey sobre hielo. Crosby marcó el inolvidable gol decisivo en la prórroga de la final olímpica de Vancouver 2010 que le dio el oro a Canadá ante su archienemiga, Estados Unidos. Y cuatro años después, fue el capitán de la selección que volvió a ganar el oro en Sochi 2014.

Pero Sidney Crosby también tiene una parte menos conocida. Es una megaestrella de perfil bajo, que no tiene redes sociales, y que huye del centro de atención tanto como puede alguien de su magnitud.

Es amante de la historia, le encantan la pizza y los donuts, e intenta ser lo más fiel posible a sus orígenes humildes y de clase obrera en Cole Harbour, Nueva Escocia. Crosby dedica mucho tiempo a obras benéficas y a su fundación, lleva una vida bastante privada, y le gusta que siga siendo así.

Sin embargo, eso es algo más difícil de conseguir a las puertas de Beijing 2022, donde el legendario dorsal 87 buscará su tercera medalla olímpica de oro después de operarse de una lesión que arrastraba desde poco después de Sochi 2014.

A medida que va creciendo el entusiasmo entre los aficionados al hockey sobre hielo por ver a Crosby, Connor McDavid, y otras estrellas canadienses de la NHL, aquí tienes cinco cosas que debes saber sobre él.

1. El apodo de Sidney Crosby: 'Sid the Kid'

Puede que tenga 34 años, pero hay gente que siempre se referirá a Crosby como 'Sid the Kid' (‘Sid el Niño’), o 'The Next One' (‘El Próximo’).

Cuando era adolescente, todos en su tierra conocían el talento prodigioso de Crosby, que a los 14 años ya salía en Hockey Night in Canada, un conocido programa de la televisión canadiense dedicado al hockey sobre hielo.

Crosby irrumpió en la NHL en 2005, cuando fue seleccionado con el número 1 del draft por los Pittsburgh Penguins. Con 18 años y 253 días, se convirtió en el jugador más joven de todos los tiempos en alcanzar los 100 puntos en una temporada de la NHL.

A los 19 ya era el capitán del equipo.

Y en 2009 llevó a los Penguins a ganar la Stanley Cup, convirtiéndose en el capitán más joven de la historia de la NHL en ganar el título de clubes más codiciado del hockey sobre hielo.

'Sid the Kid' lideraría después a los Penguins a ganar la Stanley Cup dos años seguidos en 2016 y 2017, algo que ningún otro equipo había conseguido desde los Detroit Red Wings en 1997 y 1998.

Sidney Crosby es el ejemplo de hasta dónde te puede llevar el talento cuando pones tanta dedicación como ha hecho él.

2. Sidney Crosby: icono olímpico

Crosby también ha dominado el hockey sobre hielo internacional con el rojo y blanco de Canadá.

A los 16 años ya fue seleccionado para el equipo nacional sub-20, algo que a esa edad solo habían conseguido cuatro jugadores antes que él... Y uno de ellos era Wayne Gretzky.

Crosby ganó la plata en el Mundial júnior de 2004 en Finlandia, y el oro un año más tarde ante Estados Unidos.

En los Juegos Olímpicos de Invierno Vancouver 2010, Crosby le regaló a los aficionados canadienses y olímpicos del hockey sobre hielo un momento que quedará en su retina para siempre: el ‘gol de oro’ en la prórroga de la final contra Estados Unidos, en lo que muchos consideran como el momento más importante del deporte canadiense.

Su celebración en Vancouver merece un monumento.

Cuatro años más tarde Crosby capitaneó a su selección hacia el segundo oro consecutivo en los Juegos de Sochi 2014, un logro que confirmó su condición de icono olímpico.

3. Crosby está en la lista de Canadá para Beijing 2022

Crosby no pudo aspirar a su tercera medalla de oro olímpica consecutiva en 2018 porque los jugadores de la NHL no pudieron participar en los últimos Juegos de Invierno en Pyeongchang.

En ausencia de sus estrellas de la NHL, Canadá cayó por sorpresa en la semifinal contra Alemania. La selección norteamericana se fue a casa con una medalla tras vencer a la República Checa en el partido por el bronce, pero el objetivo en Beijing vuelve a ser el oro.

El pasado 3 de octubre, el director general de la selección de Canadá, Doug Armstrong, anunció los primeros tres nombres del equipo que iría a Beijing 2022 e inevitablemente Sidney Crosby era uno de ellos.

Los otros dos fueron el centro de los Edmonton Oilers Connor McDavid (artículo en inglés), y el defensa de Vegas Golden Knights Alex Pietrangelo.

Una muestra de hasta qué punto Canadá quiere que Sidney Crosby esté en Beijing es que fue su primera elección aunque todavía esté recuperándose de una lesión.

4. La lesión de Sidney Crosby: el camino de vuelta al hielo

Crosby ha arrastrado una lesión en la muñeca izquierda desde que, poco después de Sochi 2014, sufriera un encontronazo con Ryan Reaves.

"Reavo me agarró bastante fuerte después de los Juegos Olímpicos”, dijo Crosby a NHL.com. "Y desde entonces he tenido que lidiar con ello”.

“Ha habido momentos en los que me ha molestado más que en otros, pero nada demasiado grave”, explicó Crosby. “Solo una molestia que estaba ahí. Te acostumbras. Y se hace parte de tu rutina porque es algo con lo que tienes que lidiar día a día”.

Como apuntó la web de la NHL, ‘lidiar con ello’ significó ganar mientras tanto dos Stanley Cups, dos Conn Smythe Trophy al mejor jugador de los playoffs, un Premio Ted Lindsay al jugador más destacado de la temporada regular, un Hart Trophy al jugador más valioso de la NHL, un Art Ross Trophy al máximo anotador de la temporada regular, un Rocket Richard Trophy al máximo goleador de la NHL, y ser elegido en numerosas ocasiones para el All-Star.

Finalmente, en septiembre de 2021 tuvo que pasar por quirófano, pero aun así ha sido uno de los tres primeros jugadores elegidos para la selección olímpica de Canadá.

5. Sidney Crosby fuera del hielo: el niño que siguió humilde después del éxito

Fuera del hielo, Sidney Crosby intenta mantenerse fiel a sus orígenes, a ese niño que se crió en el seno de una familia trabajadora y que tenía un don especial para hacer cosas extraordinarias con un stick y una pastilla sobre el hielo.

“No quiero parecer nunca una persona que olvidó de dónde venía”, dijo Crosby en una entrevista con el Pittsburgh Tribune en 2015.

“Siento cariño por la gente de aquí y la mejor forma que tengo de demostrarlo es manteniendo los pies en el suelo”.

Sidney Crosby pasa los veranos pescando en Nueva Escocia y organizando campus para niños que, bajo el nombre de Sidney Crosby Hockey School, empezaron a celebrarse en 2015. Además, suele donar las ganancias de sus premios a fundaciones que apoyan el deporte local y visita a niños con cáncer.

Y en 2009 creó la Sidney Crosby Foundation para "apoyar obras benéficas destinadas a mejorar la vida de los niños necesitados”.

Por ejemplo, cuando recibió un bonus de 20.000 dólares por ganar la medalla de oro en Vancouver 2010, lo donó a la fundación. Así lo explicó: “Empecé esta fundación en 2009 con la esperanza de poder devolver todo lo que me dieron a las comunidades locales como esta en la que crecí. Ganar el oro con Canadá ha sido una gran experiencia”.

“Y quiero ayudar a las organizaciones locales para que otros jóvenes también tengan la oportunidad de cumplir sus sueños”.

Esta humilde superestrella del hockey sobre hielo podría seguir dando todavía más si en Beijing 2022 gana su tercer oro olímpico.

APÚNTATE A LAS OLIMPIADAS. DISFRUTA DE TODO ESTO.

Eventos deportivos en directo. Acceso ilimitado a las series. Lo mejor de las noticias y los momentos olímpicos destacados