España se queda sin bronce en waterpolo masculino tras perder con Hungría

La selección española no sube al podio Olímpico desde el oro de Atlanta 1996. Repite el cuarto puesto de Sídney 2000. Hace un año ya perdió contra Hungría la final del Europeo

Foto por 2021 Getty Images

La selección española de waterpolo masculino perdió la batalla por el bronce de Tokio 2020 ante Hungría (9-5). El equipo que ahora entrena David Martín, que ganó sus seis primeros partidos del torneo Olímpico, termina en la cuarta posición.

Como sucedió en la semifinal contra Serbia, la selección española pagó un mal final de partido. Si ante la campeona Olímpica de Río 2016 fueron dos goles en los últimos 80 segundos, contra la campeona europea fue una segunda parte sin goles. Después de llegar al descanso con empate (5-5), encajó cuatro goles sin respuesta.

España plantó cara a Hungría en la primera parte del partido, sin que ninguno de los dos equipos sacara nunca más de un tanto de diferencia, terminando empatados los dos primeros cuartos 3-3 y 5-5.

El tercer tiempo terminó con ventaja húngara de 6-5 y los magiares consiguieron por primera vez alejarse en el marcador en el último cuarto (7-5) a falta de poco más de seis minutos. La falta de acierto en ataque del conjunto español impidió la remontada.

España, plata en Barcelona 1992 y oro en Atlanta 1996, perdió así la oportunidad de volver a un podio Olímpico por primera vez en 25 años. Repite el cuarto puesto de Sídney 2000, unos Juegos donde precisamente el oro fue para el combinado magiar.

Los de David Martín no pudieron imitar a la selección femenina, que este sábado logró la plata tras perder en la final contra Estados Unidos. Habría sido la primera vez en la historia que los dos combinados españoles hubieran subido al podio.

Artículo con contribución de AFP