Cinco cosas que saber sobre Sandra Sánchez

La karateca española Sandra Sánchez es la número uno del mundo en kata, campeona de Europa y mundial. En Tokio 2020 buscará hacerse con la única medalla que le falta en su carrera: la Olímpica. Conozca cinco datos esenciales de esta atleta que este 5 de agosto es favorita al oro en los Juegos Olímpicos

Foto por 2019 Getty Images

De dónde es Sandra Sánchez

Sandra Sánchez nació en Talavera de la Reina, Toledo, España, en 1981.

A los cuatro años, sus padres la habían apuntado a clases de baile, pero ella quería practicar karate como su hermano.

“Yo solo quería estar donde estuviera mi hermano, y siempre lo tenía como referencia. Y empecé a hacer karate y nunca más lo dejé”, relató a la Federación Mundial de Karate (WKF, por sus siglas en inglés), en 2020.

Éxito tardío, pero éxito al fin

Aunque comenzó su vida sobre el tatami a corta edad, no entró en la selección nacional pasados los 30 años.

A los 20 tuvo la oportunidad de entrenar en el Centro de Alto Rendimiento, pero decidió regresar a casa para acompañar a su madre, quien se encontraba enferma.

Al terminar la carrera de Ciencias del Deporte y la Actividad Física, viajó a Australia, donde llegó a dar clases de karate a niños. Sin embargo, nunca dejó de entrenar, e incluso recibió una oferta para competir por un club de Dubái, antes de regresar a España.

“Cuando di este salto a la alta competición, yo no conseguía llegar a competir con la selección nacional, siempre me quedaba a las puertas. Por alguna razón u otra nunca me llamaban”, añadió, y se refirió al cambio que sufrió su carrera con su entrenador –y ahora pareja- Jesús del Moral.

“A mí me costó muchísimo llegar al equipo nacional. Yo entré a formar parte del equipo con 32 años. Cuando uno piensa que eso ya no va a suceder, sucede. Yo estoy viviendo como un sueño, pero literalmente. Cada día que me levanto, lo pienso y vengo a entrenar y por mucho que sufra, pienso: '¡Qué guay que estoy aquí!'. Soy consciente de lo mucho que me costó llegar. Pero cada cosa de tu vida te lleva a donde estás”, señaló en una entrevista hace un año.

Reina del mundo, dueña de la historia

Entre 2015 y 2021, en su palmarés cuenta con más de 80 podios, incluyendo más de medio centenar medallas de oro en Mundiales, Premier League, Campeonatos de Europa, Juegos Europeos, Campeonatos de España, y otras competiciones.

En 2018 se coronó campeona mundial en kata individual y desde 2015 hasta este año ha logrado seis títulos de Europa de manera consecutiva.

Más que geografía, sus conquistas transcienden la historia. En pocos años, Sánchez pasó de no integrar la selección a ser la mejor karateca del mundo y de la historia en su categoría. En marzo de 2018, la WKF la reconoció en su ranking ‘All time’ (de todos los tiempos), después de pasar tres años –hoy son cinco- como la número uno del mundo, consiguiendo medallas en todos los campeonatos en los que había participado.

En el libro de récords

Ante tan impresionantes logros, era de esperarse también algún que otro récord.

En diciembre pasado, la española entró al Libro Guinness de los Récords, por sus conquistas en la Karate 1 Premier League, con 35 medallas consecutivas, desde enero de 2014 hasta febrero de 2020.

Su kata favorito es el Papuren

Por la exigencia de velocidad, equilibrio y potencia, Sánchez considera al Papuren como su kata favorito. Eso y, claro, los títulos europeos y mundiales que le ha dado. “Se convirtió en un kata especial”, apuntó en una entrevista para La Resistencia, en 2018.

“Creo que consigo ganar por él por lo que consigo transmitir haciéndolo. Se me ve cómoda haciendo ese kata. Cuando sé que me toca hacer ese kata, solo tengo que salir al tatami y hacerlo, no pensar en nada”, agregó.

Más allá de las victorias, la talaverana recuerda en qué consiste el kata, una competición donde el rival es uno mismo. “Tenemos una frase en el tatami que dice ‘hoy vencí a mi yo de ayer’, que es tratar constantemente de superarte a ti mismo. Entonces, nunca hay fin porque siempre tienes que mejorar un poco más”, comentó para Olympics.org.

Y eso es lo que buscará en Tokio, cuando el karate haga su debut Olímpico, donde la atleta, de 39 años y decenas de medallas, podría expandir aún más su leyenda.