Anna Kiesenhofer, de Austria, da la gran sorpresa con el oro en ciclismo en ruta

Anna Kiesenhofer, de Austria, celebra el oro Olímpico en ciclismo en ruta en el Circuito Internacional de Fuji en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. (Imagen por Michael Steele/Getty Images)
Anna Kiesenhofer, de Austria, celebra el oro Olímpico en ciclismo en ruta en el Circuito Internacional de Fuji en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. (Imagen por Michael Steele/Getty Images)

La austriaca Kiesenhofer, matemática y extriatleta, ganó el oro la prueba femenina de ciclismo en ruta. La neerlandesa Annemiek van Vleuten fue plata, y Elisa Borghini, de Italia, fue bronce

Anna Kiesenhofer ha completado una de las grandes sorpresas del ciclismo en ruta en los Juegos Olímpicos. La austriaca, con un palmarés modesto, ha culminado 135 kilómetros de escapada para llevarse el oro en la competición femenina de Tokio 2020 por delante del poderoso equipo de Países Bajos.

Por unos segundos Annemiek van Vleuten creyó ser campeona Olímpica. La ciclista neerlandesa cruzó la meta levantando los brazos en señal de victoria. Habría sido el tercero para una ciclista de Países Bajos, pero momentos después supo que el oro había sido para Kiesenhofer.

La ciclista austriaca se metió en una fuga con otras cuatro rivales cuando aún quedaban 134.7 km para meta. Una a una todas se fueron descolgando hasta que Kiesenhofer se quedó en solitario a falta de 38.5 km con casi seis minutos de ventaja sobre el grupo.

Pese a los esfuerzos de Van Vleuten, que creía haberse quedado en cabeza de carrera, Kiesenhofer cruzó la meta en primera posición con un tiempo de 3:52:45. La neerlandesa, que llegó a 1:15, se quedó la plata, y el bronce fue para la italiana Elisa Longo, que repitió el metal de Río 2016.

Anna Kiesenhofer empezó como triatleta hasta que en 2014 tuvo que dejarlo por una lesión que le dificultaba la carrera a pie. La austriaca se pasó al ciclismo, donde hasta Tokio 2020 lucía un palmarés modesto, con un título de campeona nacional de ciclismo en ruta y dos de contrarreloj. Dentro del pelotón era más conocida por sus capacidades intelectuales, pues posee un máster en Matemáticas y ejerció la profesión durante un tiempo.

La plata, pese a la escena de meta, supone una pequeña revancha para la veterana Van Vleuten (38 años), que en Río 2016 sufrió una grave caída a 10 kilómetros de meta cuando parecía camino del podio. El accidente le provocó una conmoción cerebral y la fractura de tres vértebras.

Sus compatriotas, Marianne Vos, campeona en Londres 2012, y Anna van der Breggen, oro en Río 2016, fueron 5º y 15º respectivamente.

Entre las hispanohablantes, la mejor clasificada fue la española Mavi García, que fue 12º en la llegada al esprint por el diploma Olímpico. La colombiana Paula Patiño terminó 22º.

Con la contribución de AFP.