La otra vida de Nil Llop, un patinador en ascenso

Los olímpicos son algo más que deportistas. Más allá de clasificar a los Juegos Olímpicos de Invierno, de subir a lo más alto o de aprender nuevos trucos, muchos atletas hispanohablantes compaginan el deporte con otras realidades igual de inspiradoras. Conoce en esta nueva entrega de esta serie la otra vida de Nil Llop, de España.

Por Marta Martin

Su vida como deportista

Nil Llop consiguió la plata en 500m de patinaje de velocidad en los Juegos Olímpicos de Invierno de la Juventud, lo que le convirtió en una de las grandes esperanzas para España en su salto a los Juegos Olímpicos. Los primeros podrían ser los de Beijing 2022.

Las cuatro primeras paradas de la Copa del Mundo de patinaje de velocidad son clasificatorias para los Juegos y en las tres que se han disputado hasta ahora ha establecido un nuevo récord de España en los 500 m. Su actuación incluye una décima posición y una séptima, puntos valiosos de cara al billete para Beijing.

Pero, además de ser una estrella naciente en el patinaje de velocidad, Llop compagina el hielo y las cuchillas con el patinaje sobre ruedas, en el que logró convertirse en campeón del mundo júnior en 2019. De hecho, su principal referencia deportiva es Ioseba Fernández, quien ha sido 32 veces campeón de España, 17 de Europa y posee cinco títulos mundiales.

Así, durante la temporada invernal, Llop reside en Alemania. En verano comienza la temporada de patinaje sobre ruedas, que sí que realiza en España.

"No paramos. Cuando terminamos la temporada en seco, empezamos la otra, así que hay poco descanso. Esta modalidad sobre hielo es bastante parecida a las ruedas. Hay muchas cosas técnicas que cambiar, pero también hay muchas cosas que se parecen", explica Llop para Olympics.com.

Su vida personal

Su vida deportiva le lleva a Llop a separarse más de lo que le gustaría de su vida personal. "Es duro, es duro, es muy duro, más de lo que creo que la gente se imagina. Pero bueno, al final es porque intentas cumplir un sueño. Y si no tienes la opción de hacerlo en casa, no queda otra que quedarte fuera. En mi caso me encanta patinar, viajar y todo, pero sí que muchas veces me gustaría estar en casa con mi familia, mi novia, mis amigos. Pero bueno, es mi sueño, es lo que he decidido hacer", explica Llop.

Las nuevas tecnologías le ayudan a mantener el contacto con sus seres queridos, pero también a estudiar, ya que realiza sus estudios de manera online. Actualmente está cursando segundo de Bachillerato.

Compaginar el deporte con los estudios admite que es complicado, pero no se pone excusas. "Hay tiempo para todo. Quien diga que no, miente. Hay que buscar más las ganas que otra cosa", reconoce.

Eso sí: hacerlo todo significa no hacerlo al mismo tiempo que el resto. "Voy mucho más lento, porque no puedo elegir las mismas asignaturas, tengo que estar como el doble de tiempo, y voy poco a poco. Pero lo voy compaginando".

A pesar del esfuerzo, Llop es consciente de que no tenía otra opción. "Parece que tu carrera deportiva pasa muy lenta, pero al final te queda más de media vida sin el deporte. ¿Y qué haces? Tienes que estudiar e intentar sacarlo de la mejor manera".

Y también del mejor modo está intentando llegar a su objetivo este curso: clasificar a Beijing 2022.

HAZTE OLÍMPICO

Regístrate en Olympics.com y consigue acceso ilimitado a las series, las ultimas noticias y los mejores momentos olímpicos.